Cuatro cortos de animación para refrescar el inglés de nuestros hijos en verano

El British Council, la organización del Reino Unido para las relaciones culturales y las oportunidades educativas, abre las puertas de Biblioteca Digital (Digital Library) para ofrecer una selección de vídeos de animación y cortos, así como consejos para que niños de Infantil y Primaria refresquen su inglés en verano de un modo entretenido.

Según los expertos en educación del British Council, este tipo de contenido favorece la comprensión auditiva y la adquisición de vocabulario, cuando se emplea adecuadamente en el tiempo. Además, el uso de dibujos animados y audiovisuales acordes a cada etapa evolutiva también puede tener un impacto positivo en la pronunciación de los más pequeños, ya que les permite acomodar sus oídos a los ritmos característicos del inglés. Una vez que los han interiorizado, son capaces de reproducirlos de manera natural e instintiva.

Estos son los títulos audiovisuales seleccionados por los bibliotecarios del British Council para niños de entre 2 y 11 años:

Fun in the sun (Diversión en el sol). Recurso perfecto para que los niños de Infantil recuerden vocabulario sobre las estaciones, a través de unos divertidos personajes que hablan con los pájaros, bailan con el sol, saludan a la lluvia y beben limonada en verano.

How do Dinosaurs Say Goodnight (Cómo los dinosaurios dicen buenas noches). Este cuento de animación para niños de Infantil reúne grandes dosis de humor, atractivo visual y, sobre todo, didáctica. Este corto es también un buen reflejo de cómo se producen las muestras de amor en el reino animal.

The dancing frog (La rana bailarina). La joven Gertrude no pasa por su mejor momento. De repente, se encuentra con George, una rana bailarina que, gracias a su talento, pronto se convierte en una estrella de fama internacional. Esta historia animada para niños de Primaria narra las peripecias de los dos protagonistas en sus viajes por el mundo.

Litterbugs. Cortometraje para niños de Primaria que narra la historia de Alice, una joven inventora de carácter reservado, que vence una situación de acoso con la ayuda de Stanley, un enigmático superhéroe con el que acaba estableciendo una amistad.

Las familias interesadas en acceder gratis a estos contenidos pueden visitar la página web www.britishcouncil.es/ingles/aprender-online/verano y suscribirse a sus boletines de aprendizaje de inglés, desde los que conseguirán acceso, a su vez, al catálogo de su Biblioteca Digital, compuesto por 150.000 referencias y 3 millones de horas de cultura en inglés.

Además de a los 30.000 títulos cinematográficos del archivo audiovisual de Kanopy, los suscriptores tendrán acceso gratuito a prensa internacional, cómics, libros electrónicos y académicos, conciertos a la carta o cursos de formación.

Aprendiendo inglés con contenidos audiovisuales

Como complemento pedagógico a esta selección de contenidos en abierto, sus expertos en enseñanza aportan cuatro claves que las familias pueden tener en cuenta para apoyar e incentivar el aprendizaje de sus hijos en inglés a través de vídeos, dibujos animados o películas.

1.Edad. Los dibujos o cualquier contenido televisivo no están recomendados hasta que los niños alcanzan una edad comprendida entre los 18 y los 24 meses, según organismos como la Organización Mundial de la Salud o la American Academy of Pediatrics. Los cerebros de los pequeños a esta edad no interpretan que las imágenes emitidas representan objetos reales, y este consumo puede afectar a su memoria y desarrollo del lenguaje. Por eso, la prioridad a edades tan tempranas es que los pequeños interactúen con los objetos y personas que les rodean, para poder aprender de ellas como fuentes directas.

2.Interacción. Una vez alcanzada la edad adecuada, los niños comienzan a comprender los contenidos audiovisuales y a emplear este conocimiento para comunicarse. Eso sí, es necesario que les acompañemos durante el visionado para que se sientan seguros y que les hagamos preguntas sobre este de un modo relajado para que aprendan a organizar y expresar sus ideas. También resulta muy efectivo abandonar el sofá y entrar en acción con actividades de mímica, bailando al son de los dibujos y con actividades de pintura o escenificación basadas en su temática o personajes.

3.Tu inglés. Tú, como padre, madre o tutor, eres el profesor más importante que tu hijo pueda tener, ya que eres su referente y fuente de inspiración. Por ello, tener una actitud positiva hacia el aprendizaje del inglés actuará también como acicate, independientemente del nivel de inglés y pronunciación que tengas. Lo importante es que abordéis juntos este proceso, aunque a veces implique buscar palabras en el diccionario o que sea tu propio hijo el que te acabe corrigiendo.

4.Paciencia. Es una de las habilidades que más ponen en forma las madres y padres, y es también aplicable al aprendizaje del inglés. La repetición de los visionados en las que tanto insisten los niños es buena para su memoria y adquisición del lenguaje. También lo es el establecimiento de una rutina de 15 minutos al día para ver este tipo de contenidos y realizar actividades después como jugar o cantar, en las que puedan dan rienda suelta a lo aprendido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .